Ayuna y ayuda 2016

 

 

Últimamente hay como un ruido constante de fondo, un murmullo de base que cada vez es más fuerte, una especie de sentimiento de anticipación global que solo puede significar una cosa: Ramadán está aquí.


Un mes, de doce que tiene el año, en el que nos ocupamos de una única cosa: alimentar el Alma. Resulta casi irónico utilizar la palabra “alimentar” en el mes del ayuno, pero eso es precisamente lo que hacemos, alimentamos nuestro alma a base de lectura del Corán, noches de tarawih, dua etc. Pero toda alimentación, ya sea física o espiritual, no se sostiene sin una base equilibrada, por eso no debemos dejar de lado en nuestra pirámide algo esencial que no tiene el reconocimiento que se merece: el voluntariado. Ayuna y Ayuda,  vuelve un año más para compartir con vosotras este mes tan importante. Podemos sentarnos aquí durante horas intentando describir qué siente al hacer voluntariado en un mes que de por sí está lleno de bendiciones, pero sabemos que hasta que no lo experimentéis no seréis capaces de realmente descubrir de qué estamos hablando. Por eso, queremos invitaros con la misma ilusión que el primer año, a que vengáis con nosotras a compartir esta gran experiencia y a que sintáis en vuestra propia piel la increíble sensación de ser de utilidad para otro ser humano. A que vengáis con nosotras a descubrir la otra cara de la moneda y a demostraros que ante las desigualdades y a los problemas sociales, podemos hacer mucho más que simplemente sentirnos mal.


¿Quieres hacer que este Ramadán cuente? ¿Quieres sentirte realizada como nunca antes? ¿Quieres ayudar a hacer, aunque sea por un día, que alguien se sienta mejor? ¿Quieres que aumentar el peso de las buenas acciones a tu balanza? Da igual cuántas preguntas sobre “que quieres” te hagamos, la respuesta es la misma: Ayuna y Ayuda.

Inscríbete ya rellenando el formulario 

¡Os esperamos!